Tratamiento posquirúrgico de rotura de ligamento cruzado anterior

Acude a consulta Pastor Alemán de línea de trabajo de 9 años de edad, hembra castrada y condición corporal 7/9, por cirugía de rotura de ligamento cruzado anterior y cirugía posterior por retirada de uno de los clavos que podía resultar molesto para la paciente, por encontrarse intrarticular.

En la historia clínica se refiere dieta mixta de pienso y dieta Barf. Después de dos meses de la cirugía, la paciente sigue presentando cojera 5/5 de miembro posterior derecho, sin mejoría. Se hace biopsia ósea sin resultados significativos y toma de antiinflamatorios durante un largo periodo de tiempo.

Situación clínica del paciente

En la valoración funcional se observa en estación, centro de gravedad desplazado hacia la izquierda, en la posición de sentado presenta limitación a la flexión de rodilla derecha. Al paso presenta cojera 5/5 de miembro posterior derecho (vídeo Lola primera sesión), junto con mayor movimiento lumbosacro en el plano vertical.

A la palpación superficial se observa incremento de temperatura de rodilla derecha con marcada atrofia del miembro e hipertrofia del miembro contralateral. A la palpación muscular específica, se observa importante atrofia del miembro afectado, hipertrofia de la extremidad contralateral, dolor de musculatura paravertebral a nivel lumbar, dolor en iliopsoas izquierdo, sobrecarga de trapecio torácico y de ambos tríceps.

A la palpación articular específica, la paciente presenta limitación a la flexión de rodilla derecha con dolor a la palpación del ligamento rotuliano, así como la presencia de crepitación.

Crepitación de ambos carpos, con engrosamiento en falanges, así como crepitación. A la palpación el resto de articulaciones se observan normales.

Ante la inflamación, se decide tratar con láser, en un inicio se opta por tratar la rodilla afectada con el protocolo de inflamación, adaptado al área de la paciente. Ante la dificultad para la manipulación se trata con la pieza de mano de barrido, modo no contacto y la técnica de barrido. Tratando dos veces a la semana. Además, en esta primera sesión se recomienda control de la actividad y dieta.

Mejoras durante las sesiones de terapia con láser

Al inicio de la segunda sesión, la paciente presenta menos molestias a la manipulación por lo que se sustituye la pieza de mano de barrido por la de masaje, eligiendo el modo contacto, manteniendo la técnica de barrido.

Al inicio de la tercera sesión la paciente presenta cojera 3/5, con mejoría significativa, se mantiene el mismo modo y técnica de aplicación pero se añade el protocolo de rodilla y se trata además la rodilla contralateral, para prevenir posible lesión.

En la cuarta sesión se opta por combinar la terapia láser junto con hidroterapia y masajes para las sobrecargas que presenta la paciente. Se sigue usando la misma técnica de tratamiento el modo. Se tratan además caderas y la pieza de mano es la de masaje. En la rodilla derecha, se quita el protocolo inflamación, manteniendo el de rodilla. A lo largo de las sesiones en la rodilla derecha, se incrementa la dosis a +25%.

¡Ver es creer! ¡

Solicite una cita ahora para descubrir cómo funciona DoctorVet!

Conclusión de los tratamientos posquirúrgicos

En la undécima sesión la paciente presenta cojera 1/5. A la palpación la paciente presenta evidente mejoría en la flexión de la rodilla el centro de gravedad aunque no es perfecto ha mejorado, así como el estado general. Por tanto, en este caso la terapia láser ha resultado de utilidad para la cojera de dos meses de duración después de la cirugía de rotura de ligamento cruzado anterior. 

¿Quieres saber más sobre las aplicaciones de DoctorVet?

¡Descarga el folleto aquí!